lunes, 30 de noviembre de 2015

Brumas (Capítulo VI)

Enigmas (I.M.S.T.)
Advertencia: 
Si no te gusta el terror o crees que de alguna forma puede herir tu sensibilidad  no sigas leyendo.
Estimado lector estos primeros capítulos de"Brumas" los escribí en el año 2013. Me falta escribir el final de la historia. Gracias.
-------------------------------------------------------------------------------
Querido diario:

Esta noche estoy aterida de frío. Un frío inexplicable. Creo que se me ha helado el alma.

Ni siquiera siento deseos de subir de nuevo al torreón. Sólo quiero escapar de aquí. Gritar muy fuerte hasta quedarme sin voz.

Anoche fue la peor pesadilla de mi vida. Me gustaría pensar que no fue real pero lamentablemente lo es.

Creo que es el miedo el que hiela mi cuerpo y hace que mi corazón se agite alocadamente una y otra vez.

Anoche no podía dormir. Me desveló la tormenta y los rayos que caían sobre la parte exterior del castillo retorciéndose como culebras enfurecidas en la oscuridad.

Me levanté descalza. Me asaltó la necesidad imperiosa de asomarme a los ventanales del pasillo. Los que dan a la parte delantera del mausoleo al que tanto miedo le he tenido siempre.

Cuando miré al exterior se me encogió el alma dentro del pecho.

En la profunda oscuridad de la noche. Iluminado a breves intervalos por los rabiosos rayos, puede divisar al conde bajo la lluvia. Llevaba algo envuelto en una manta que apretaba con fuerza sobre su pecho. Tuve que ahogar un grito de horror que pugnaba por salir de mi garganta.
¡Parecía un bebé!.
La manta en la que estaba envuelto fue azotada por una ráfaga de aire y el pequeño cuerpo quedó al descubierto, sin dejar ningún tipo de dudas.

Contemplé como abría la verja de hierro enmohecida. La misma donde hace tanto años apareció aquella niña ante mi.

Después entró en el mausoleo y cerró tras de si. La lluvia golpeaba con rabia todo el paraje. Una vez más estaba petrificada por el horror.

-¡Pero esta vez tenía que reaccionar!.
No podía permitir que aquella criatura corriera ningún tipo de peligro
Me calcé y me puse ropa de abrigo. Bajé hasta la cocina. Tomé el cuchillos más grande, el que la cocinera emplea para descuartizar las piezas más difíciles y caminé hacia la puerta principal, dispuesta a todo.
La humedad y el frío del exterior eran terribles. Abrí la verja de hierro enmohecida y me enfrenté a mis antiguos miedos.
El olor era nauseabundo, a sangre fresca y a moho. El mismos que desprende la cocina cuando preparan y descuartiza los animales. 
Seguí adelante intentando no hacer ruido. Las paredes estaban húmedas y agrietadas. Cada vez que apoyaba en ellas mis manos, un escalofrío recorría todo mi cuerpo. 
Al fin pude divisar una especie de sala iluminada por varias antorchas y un viejo candelabro de hierro. Me oculté en el pequeño pasillo que da a la estancia. Desde allí podía contemplar la escena dantesca. Sentí que enloquecía ante lo que mi razonamiento se negaba a admitir. Tuve que realizar un gran esfuerzo para no empezar a gritar como una posesa.
La joven estaba en una especie de jaula giratoria, cerrada por un enorme y pesado candado.
-¡Sus ojos!
-¡Había algo extraño en sus pupilas!
Algo que me recordó a la niña del mausoleo y a katia, la esposa de Andrei.
Era hermosa, de piel tersa, extrañamente blanca. Labios rojos como la sangre, cabellera rubia y ondulada con reflejos metálicos difíciles de describir. Casi parecía irreal.
Con sus níveas manos agarraba fuertemente los barrotes, mientras seguía con la mirada al conde. Tenía centrada toda su atención en lo que éste estaba haciendo. El  por su parte le hablaba sin mirarla, mientras dejaba sobre la vieja mesa de piedra, algo que no se movía, ni emitía el más mínimo sonido.
-¡Un pequeño cuerpo, inerte y frágil!
La pena y la congoja se apoderó de todo mi ser y lágrimas silenciosas empezaron a rodar por mis mejillas.
El continuó ajeno a mi presencia:
-¡Está muerto!. ¡Nació muerto!.
-¿Ves está muerto?. Repetía una y otra vez como si quisiera convencerse a si mismo de sus propias palabras.
Luego murmuró entre dientes una pregunta terrible:
-¿Acaso crees que mataría por ti?
Acto seguido depositó el maletín negro que tenía en el suelo sobre la mesa y lo abrió.
Sacó de él un bisturí y unas afiladas tijeras.
Lo que ocurrió a continuación fue dantesco. Sentí unos tremendos deseos de escapar de aquel infierno.
Se podía escuchar el sonido de las tijeras cortando  las pequeñas cavidades, ayudado por el bisturí...krac...krac...krac....
La sangre inocente y dulce goteaba sobre la mesa. El continuaba su labor, ajeno a todo lo demás, concentrado en la perfección de los cortes.
Ella desde la jaula parecía una fiera hambrienta, celebrando el jugoso festín. Salivaba una y otra vez, dejando entrever los dientes, afilados como cuchillos, de una blancura deslumbrante.
No puede seguir mirando. Huí de aquel lugar despavorida. Cuando por fin llegue al exterior el frío de la noche y la lluvia golpearon mi rostro y una bocanada de asco y terror subió por mi garganta terminando en profundas arcadas que me hicieron doblarme sobre mi misma.
(25 de enero del 2013)
Safe Creative #1302014523339

Brumas (Capítulo IV)

La sombra del mal (I.M.S.T.)

Querido diario:
Los enigma se acumulan en mi cabeza. Anoche apenas pude conciliar el sueño.

-¿Quién es el joven que me aguardó en la tienda de arte?

-¿Por qué la advertencia de que estoy en peligro?

Me habló de la muerte de mi madre y me aconsejó que indagara los orígenes de mis padres.

No puedo recordar la cara de la persona que me trajo al mundo. El conde jamás menciona el tema. Se limita a decir que murió y que no se pudo hacer nada para evitarlo.

¿Mi padre también murió?. Sobre él nunca me dijo nada.

-¡Si uno de estos días pudiera ir sola a la ciudad!

-Buscaría a ese muchacho y le preguntaría muchas cosas. Todo lo que me están ocultando.

Pero estoy aquí encerrada, sin poder comunicarme con nadie, a excepción de Nikolai y el ama de llave. También está la cocinera. Es una señora mayor y lleva muchos años en el castillo. Ella debió conocer a mis padres pero no dirá nada por miedo a la reacción del conde. Mentirá como han hecho todos o esquivará el tema por falta de tiempo para contestar mis preguntas.
Ella me ha visto crecer. No puedo creer que si estoy en peligro, como dijo el joven de la tienda, no le importe ni haga nada para evitarlo.
-¿Qué clases de monstruos tengo a mi alrededor?.
¿No les importa lo más mínimo como me puedo sentir ni lo que pueda pasarme?.
Se limitan a callar. 
¿Por miedo?. 
¿Por cobardía?.
Te prometo que desde mañana voy a empezar las pesquisas para averiguar que le ocurrió a mis progenitores.
Mañana subiré al torreón del ala izquierda. Un día sorprendí a la cocinera y al ama de llaves hablando entre ellas, decían que el conde guarda allí todos sus recuerdos. Me la ingeniaré para entrar y descubrir que oculta tras su mutismo. Soy muy persistente cuando quiero algo y no paro hasta conseguirlo. Han pasado muchas cosas extrañas que carecen de explicación lógica. Pronto cumpliré quince años. Ahora quiero respuestas y no pararé hasta conseguirlas cueste lo que cueste.
Estimado diario un beso de buenas noches, a tus hermosas páginas amarillas.

(18 de enero del 2013). 
Safe Creative #1301184379432

jueves, 26 de noviembre de 2015

Etiquetas

Etiquetas (I.M.S.T.)
Yo soy,
tú eres,
él es,
nosotros somos,
vosotros sois,
ellos son.
¿Cuestionable?
la forma y tiempo
de los demás?
¿Etiquetable?
¿por no cumplir
las expectativas,
lo que esperas
de sus vidas?.
¿Por no ajustarse
a tus proyecciones?.
¿Por atarse diferente
los cordones?.
Respeto por favor,
guarda tus anhelos
en un cajón,
sólo son tu proyección.
Tú sólo ves etiquetas,
sin darte cuenta, 
que no son paquetes,
que no es mercancía, 
 que son seres humanos,
con sus propios tiempos,
con sus propias formas,
con sus propias vidas.
No debes nada a nadie,
nada nadie a ti te debe,
todos somo únicos, 
libres y diferentes.
Yo soy como soy,
tú eres como eres,
él es como es,
nosotros somos así,
vosotros, vuestra opción,
 y ellos son como son,
nadie mejor ni peor,
respeto por favor.

Safe Creative #1511265870813

miércoles, 25 de noviembre de 2015

Descubre un ángel

Un ángel (I.M.S.T.)
(Con esta poesía me despido hasta el lunes que viene. Les deseo una feliz semana y también un hermoso fin de semana. Hasta el lunes amigos)

No llevan alas,
ni coronas, 
ni palabras envolventes
en los labios.
Humildes y sencillos son,
sólo tienen su corazón.
Andan por esta tierra
agrietada y polvorienta
y nadie sabe de su presencia.
Ellos también ignoran
que ángeles son,
que vinieron a este mundo
a cumplir una misión.
Hay algo especial en sus almas,
algo que llena de paz y abraza,
que con ternura acaricia el dolor
 y bebe de las lágrimas.
Quizás el mendigo de la esquina
o tal vez la señora Catalina
que pasea con perrito y bastón.
Puede ser cualquier ser humano 
que sólo tiene su corazón.
por sus acciones los reconocerás
y también por su humildad. 
¡Mira bien amigo mio!, 
quizás está más cerca de ti
de lo que jamás has imaginado
y tus ojos por alto lo han pasado,
no busques más en lugar equivocado.
Safe Creative #1511255860466

Brumas (Capítulo V)

Fantasma (I.M.S.T.)
Querido diario: 
Sólo faltan unos días para mi cumpleaños. La tristeza me oprime el pecho y el miedo se ha apoderado otra vez de mi alma. He subido al torreón del castillo buscando respuestas a todas las incógnitas que hay en mi vida. La puerta como como suponía estaba cerrada. Aproveche que Andrei había salido para entrar en su habitación y buscar las llaves. Había un olor extraño en ese lugar. Estaba impregnado de un perfume oscuro con sabor a sangre y a muerte. De alguna forma me recordó cuando la cocinera destripa y desangra los animales en la cocina. Casi me desvanecí y tuve que ponerme las manos en la boca para que las arcadas que estremecían  todo mi cuerpo, no delatara mi presencia en el lugar. Apenas localice las llaves salí con rapidez del recinto. Me encaminé hacia la escalera en penumbras que llevan al torreón. Subí los peldaños a tientas, con cuidado para que nadie escuchara mis pasos. La puerta era enorme y muy pesada. Tuve que emplear todas mis fuerzas para abrirla. Cuando por fin conseguí entrar un frío helado me abofeteo las mejillas, podía sentir como recorría mis huesos y me helaba el alma. Mi aliento formaba pequeñas bocanadas de humo. Olía a cosas viejas y a moho. La luz entraba por uno de los grandes ventanales cubiertos por cortinas de terciopelo rojo con bordados negros. De las paredes colgaban antiguas fotografías . En una de ellas estaba el conde con una dama de aspecto delicado y una belleza deslumbrante. Había algo en la expresión de ella que me recordó a la niña del mausoleo. Me aproximé para poder contemplarla con más detalle. El parecido entre la bella dama y la pequeña era asombroso. Los mismos ojos, la misma boca, el mismo cabello. Después de esto me dirigí a uno de los enormes y pesados muebles con tiradores dorados y empecé a abrir cajones. En uno de ellos encontré un paquete de cartas atado por una cinta roja de terciopelo. 
-¡Querido diario tenía miedo de que el conde me descubriera hurgando sus secretos y sólo me dio tiempo a leer una de ellas!.
Mi querido y amado esposo Andrei: 
Siempre pienso en ti y en todo los momentos maravillosos que hemos vivido. No sufras por nuestra querida Irina. Los médicos tienen fe en su curación y hacen cuanto está en sus manos para conseguirlo. Aún no aciertan a explicarse la extraña enfermedad que la consume día a día. Hoy me preguntó por ti. Me miro con sus hermosos ojos y susurró: 
-¿Y mi papá cuando va a venir a verme?. 
Amado Andrei no supe que contestarle. No podía decirle lo que ocurre y que lamentablemente no puedes ausentarte del castillo. Espero que cuando esta carta llegue a tus manos, el cariño que las dos te tenemos, te de la fuerza necesaria para guiarte y cumplir con lo más justo para todos. 
Sin más recibe el cariño de tu hija Irina y tu esposa Katia. Me quedé perpleja al leer estas líneas. 
-¿Así que...el conde tiene una hija? 
-¿Qué ha sido de ella? 
-¿Dónde está? 
No pude seguir leyendo el resto de las cartas por temor a ser descubierta. Ahora ya se donde tengo que buscar las respuestas a muchas de mis preguntas. Por suerte nadie me descubrió.
(21 de enero del 2013)
Safe Creative #1301214405766

martes, 24 de noviembre de 2015

Brumas (Capítulo III)


Querido diario: Ha pasado mucho tiempo desde que dejé de escribir en estas páginas. Desde aquella noche en que la niña del mausoleo me llamaba para jugar y escapé aterrada. No volví a verla nunca más. Quizás el conde lo descubrió y no le permitió acercarse a mi. Aunque él nunca me habló sobre el tema.
Perdóname por haber dejado de escribir tantos años. No quería que nadie descubriera estas líneas, busqué un escondite seguro y te deposite allí. Hoy te necesito y he vuelto a buscarte, disculpa mi egoísmo. Te he sacado de ese lugar lleno de polvo y viejos miedos infantiles.
Quizás son los quince años que estoy a punto de cumplir. Esto de hacerme mayor trae muchos cambios a mi vida. Tú también has cambiado mucho, tus páginas están amarillentas.
El conde Andrei va a dar una fiesta en honor a mi cumpleaños. Sólo faltan unos días para que se produzca el acontecimiento. Estoy impaciente y algo nerviosa, no suelo tener contacto con muchas personas a parte de mi profesor Nikolai  o cuando acompaño a Andrei a la ciudad para renovar mi vestuario. He crecido tanto que la ropa se me ha quedado toda pqueña. Ni siquiera puedo ponerme los guantes de hace dos temporadas.
Cuando vamos a la ciudad todos nos miran de forma extraña. Nunca dicen nada ni saludan y rápidamente desaparecen de nuestra vista.
Sólo la modista que hace mi ropa habla conmigo y sonríe complacida cuando el conde paga la cuenta de sus arreglos, sin rechistar. Ella dice que soy muy guapa y que todo me favorece, que es una suerte, porque no necesita trabajar mucho, para que sus creaciones luzcan esplendidas sobre mi persona.
Hoy me quedé a esperar al conde mientras terminaba de hacer una gestiones y aproveché para mirar una tienda de arte. Había toda clase de pinturas antiguas y hermosas.
En esto estaba de admirar tan bellas obras, cuando se acercó un joven que debía tener más o menos mi edad y me preguntó:
-¿Tú eres la chica que vive en el castillo del conde?
-Sí- le respondí, algo sorprendida.
El bajo la voz misteriosamente y casi me susurró:
-Debes buscar tus origines y el de tus padres. Tú no eres de aquí. Tú no eres como él.
Me quedé perpleja y le respondí:
-Ya lo sé, me adoptó cuando era una niña. 
El muchacho volvió a hablar en voz baja como si tuviera miedo de algo:
-Debes tener cuidado, corres peligro. He oído rumores en la ciudad... ¿Te dijo alguna vez de que murió tu madre?
-¡No!, le respondí totalmente desconcertada por la pregunta.
En esos momento la silueta de Andrei se dejó ver a través de los vidrios de la tienda acercándose y el joven desapareció rápidamente.
Por fortuna Andrei no llego a tiempo de ver al muchacho, de lo contrario me hubiera reprendido por hablar con desconocidos.
La tarde empezaba a caer sobre la ciudad y los dos subimos al coche para regresar al castillo.
(14 de enero del 2013). 
Safe Creative #1301144343916

lunes, 23 de noviembre de 2015

Brumas (Capítulo I)


Siempre me he considerado una persona con los pies en el suelo. De las que emplean la lógica por encima de todas las cosas, sin dejarme llevar por supersticiones. A pesar de haber crecido en un lugar caracterizado por todo lo contrario. Pero hay momentos en la vida en que el instinto de supervivencia punza la columna vertebral y el corazón se desboca en el pecho como si fuera a estallar.
-¿No has sentido alguna vez esa sensación?. 
En esos momentos comprendes que la razón no sirve de nada porque algo terrible carente de toda lógica está a punto de suceder. Los vellos se erizan en la piel y en las entrañas se retuerce el terror. Entenderás de lo que estoy hablando a medida que esta historia avance.
-----------------------------------------------------------------------------
Querido diario:
Hoy es mi cumpleaños. Acabo de cumplir seis años. El conde Andrei me ha traído muchos regalos. Entre ellos este diario. Dice que así practicaré la escritura y aprenderé más rápido. Una vez en semana el señor Nikolai acude al castillo para ayudarme en mis tareas escolares. Viene de muy lejos. Siempre que oscurece le entran las prisas por marchar. Incluso, un día dejó olvidados los libros en la sala de estudios y no volvió a recogerlos hasta la semana siguiente, cuando regresó de nuevo al castillo a cumplir con su trabajo.Amigo diario me gusta mucho escribir, pero has de saber que mis papas murieron y no llegué a conocerlos. Sólo tengo a mi papá Andrei. A veces se pone raro, pero no importa, lo quiero mucho. Por cierto, mi nombre es Katia. Desde hoy tengo un gran amigo, tú.Te doy un beso de buenas noches. Gracias por tu
amistad. 
Brumas capítulo primero. Autora Tintero creativo.
(4 de enero del 2013) España.

Safe Creative #1301044295155

viernes, 20 de noviembre de 2015

Feliz fin de semana amigos/Happy weekend friends

Chapoteo de pintura (I.M.S.T.)

Les deseo un feliz fin de semana amigos, que lo pasen muy bien y sean muy felices. Chapoteando y pintando sus mejores deseos en este multicolor de pintura  para hacerlos realidad.

Brumas (Introducción)



Mi nombre es Adelaida. Nací en un país muy lejano del lugar donde resido actualmente. Hija de españoles que buscando mejor fortuna, marcharon con lo poco que tenían a las lejanas tierras de Romanía. Ambos tenían el trabajo asegurado en el castillo del conde Ahdrei, muy conocido en el lugar por su fortuna y extrañas costumbres. Las inmejorables referencias aportadas a la agencia contratante, valió a mis progenitores un trabajo fijo a su llegada. Mi madre de cocinera y mi padre de chófer.Cuando partieron de su país mi madre me llevaba en sus entrañas, por lo que soy de nacimiento rumano y origen español. Nací en el castillo del conde Andrei, entre escarpados picos que se alzan como afilados cuchillos y el aullidos de lobos que hablan con la luna.Al año de mi nacimiento mi madre murió de un extraña enfermedad , la cual no pudo ser diagnosticada por ningún médico y mi padre se volvió demente por lo que fue recluido en un casa de enfermos mentales. El conde se hizo cargo de mi crianza, convirtiéndose en mi protector, educándome como hija propia. Cambió el nombre que me dieron mis padres al nacer por el de su difunta esposa Katia. Crecí al lado del conde Andrei. Siempre intuí que había algo extraño que jamás me contó. Un oscuro secreto que se llevó a la tumba.Recuerdo el viejo cementerio en la parte trasera del castillo, sembrado de viejos mausoleos y tumbas. Una noche sorprendí al conde abriendo la verja de hierro de uno de ellos. Algo oscuro se dibujó bajo la luz de la luna. Una especie de silueta que se abalanzó y se abrazo a él. Después ambos desaparecieron tras la chirriante puerta del mausoleo. Nunca me atreví a preguntar a mi adoptante por aquel extraño suceso. Una mezcla de miedo y de respeto me lo impedían.

(2 de enero del 2013)
Safe Creative #1301024285640

Brumas (Cápitulo II)



Está oscureciendo. El resplandor de la luna Se hace presente en el viejo cementerio, sobre las tumbas y mausoleos. Andrei siempre me dice que cuando empiece a anochecer entre en mi habitación, hasta que el ama de llaves me avise para la cena. Yo hago siempre lo que él me dice, pero hoy no he podido evitar desobedecer. Mis ojos están clavados en uno de los mausoleos. La puerta esta entreabierta. Algo brilla de forma extraña bajo la luna. Creo que es...¡¡¡Una muñeca!!!. Sí, ahora que la luz de la luna se alza en el cielo puedo verla mejor. Esta ataviada con un hermoso vestido rojo y un tocado a juego. La fascinación ha paralizado mis pequeños pies y la emoción casi me impide respirar. 
-¿De quién puede ser tan hermoso juguete?. 
Andrei nunca me habló de la llegada de más niños al castillo. Nunca me dijo que tuviera sobrinos, ni mencionó ningún otro familiar. 
De repente la verja de hierro emite un agudo chirrido. Alguien sale del mausoleo. Los ensortijados cabellos rubios brillan de forma deslumbrante. Los tirabuzones caen sobre el inmaculado vestido blanco. 
-¡Es una niña como yo...!!.
Se desliza sobre el pavimento de forma extraña. 
La miro agazapada desde mi escondite para que no me descubra. No quiero que Andrei se enfade conmigo por haber desobedecido. Ella ajena a mis pensamientos se agacha y recoge la muñeca. De pronto es como si adivinara mi presencia. Lentamente gira la cabeza hacia el lugar donde estoy oculta. Hay en su mirada algo terrible que me llena de espanto. 
Al mirar sus ojos un grito ahogado escapa de mi garganta. Mi cuerpo se estremece de terror. 
Me ha descubierto. Se desliza suavemente hacia mi. Puedo sentir el roce de su vestido, mientras avanza por las viejas piedras del camino. 
Me sonríe. Todo en ella es siniestro, frío, sin vida. 
Puedo oír el susurro de su voz repitiendo mi nombre: 
- Katiaaaaa....Katiaaaaaaaaa...Katiaaaaaaaaa ven a jugar conmigo...Katiaaaaaaaaaaa...

----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Querido diario: Hoy ha sido un día terrible. Estoy muy asustada.
No puedo entender lo sucedido. Creí que no conseguiría escapar, pero al fin conseguí moverme y salir corriendo. He cerrado bien la puerta de mi habitación  por si se le ocurre venir a buscarme. No puedo decir nada a Andrei. Si se entera me castigará por desobedecer.Tengo miedo de salir de esta habitación, esa extraña niña puede estar esperándome hay fuera.
(8 de enero del 2013). 

Safe Creative #1301084315073

jueves, 19 de noviembre de 2015

Gracias amigos/Thanks friends 2 (I.M.S.T.)

Gracias amigos/Thanks friends 2 (I.M.S.T.)

Muchas gracias amigos por vuestro apoyo en mis creaciones.
Pido disculpas por mi falta de tiempo que a veces no me permite hacer todo lo que me gustaría. Muchas gracias por vuestra paciencia y compresión. Un abrazo.

Friends thank you very much for your support in my creations.

I apologize for my lack of time that sometimes lets me do whatever I want. Thank you very much for your patience and understanding. A hug.

lunes, 16 de noviembre de 2015

Si tú pudieras

Paz/Peace (I.M.S.T.)
Si pudieras llorar con sus lágrimas, 
si pudieras sentir con su corazón.
Llorar por aquellos que ha perdido,
aquellos que de forma inconsciente
la ignorancia humana le arrebató.
¿Acaso importa el lugar de su dolor?.
¿Tal vez importa el color de su corazón?
¿Dime si son todas las lágrimas iguales?
¿Dime si los corazones tienen color?
 Cuando busque a su hijo, a su padre,
a su hermano
y sólo pueda estrujar los recuerdos,
las ausencias y los vacíos infinitos
porque la muerte todo se lo llevó.
Si pudieras llorar con sus lágrimas, 
si pudieras sentir con su corazón,
si  pudiera vivir su desesperación,
 quizás podrías mirar e incluso ver,  
 aquellas manitas tiernas de inocencia,
agarradas a la muñeca de juegos infantiles,
que bajo la metralla hecha pedazos quedó.
¡Y la sangre!
 ¡Y los gritos de impotencia!
¡Y la miseria humana!.
¿Dime si es el mismo dolor humano?
¿Dime de que color son sus lágrimas,
¿Dime de que color son sus sentimientos?
¿Dime si los corazones tienen color?
¡Dímelo por Dios!
Si pudieras llorar con sus lágrimas 
Si pudieras sentir con su corazón
Si  pudiera vivir su desesperación
Tantos siglos de sangre,
tanto siglos de impotencia,
sobre este mundo agrietado,
¿dejarían de ser humanos?
¡Dímelo por Dios!.

Safe Creative #1511165791072

sábado, 14 de noviembre de 2015

Oración por París


Espero que algún día la paloma de la paz deje de ser un símbolo y se convierta en una realidad. Lo siento mucho.
Je l'espère, un jour comme les colombes symboles plus un symbole et une réalité. Je suis desolé.

Oración por París (I.M.S.T.)

viernes, 13 de noviembre de 2015

Decorando el árbol (Feliz Navidad amigos// Happy Christmas friends)

Decorando el árbol (I.M.S.T.)

 Mi primera postal de Navidad de este años, para desearles una muy feliz Navidad amigos// My first Christmas card this year, to wish you a very merry Christmas friends.              

miércoles, 11 de noviembre de 2015

Angel ternura

Angel ternura (I.M.S.T.)
En memoria de todos nuestros tiernos y hermosos peluditos que ya no están entre nosotros.
In memory of all our furry cute and beautiful who are no longer with us.

El infierno está cerca



El infierno está cerca, 
en esta vida, en cada paso.
 Satanás no tiene ojos rojos,
 ni rabo, ni cuernos.
Su rostro es de hombre afable, 
 a veces, hasta de hombre bueno,
pero dentro del hermoso 
y apetecible fruto
está el veneno.
En cada paso dado, una gota
de maldad pugna por adueñarse
de la huella de nuestro corazón.
Vuela el alma sobre las nubes de la vida,
a veces sale a flote y otras quizás no.
Satanás raya con las uñas el cristal
de la verdad y confunde nuestro corazón.
No tiene ojos rojo, ni rabo, ni cuernos,
 en las manos lleva un libro llamado:
«Alcanzar el fin sin reparar en los medios»
 de caligrafía antigua, demasiado conocida,
en él guarda las lágrimas de los inocentes,
de los pobres, de los incautos.
En la última página hay un lugar especial,
donde las rubricas de sangre estampadas están,
de aquellos que consiguieron su ansiado fin 
y se ganaron un lugar en el infierno 
del Universo, que todo lo engulle, hasta 
los más bajos instinto 
y mezquinas pasiones.

(11/11/2015)
Safe Creative #1511115758186

domingo, 8 de noviembre de 2015

sábado, 7 de noviembre de 2015

Ella

Bella
La descubrió por casualidad, cuando los primero rayos de luna brillaban sobre las aguas del río.
Había aparcado la bicicleta sobre un árbol al lado del camino. 
Fue entonces, mientras permanecía recostado sobre el grueso y viejo tronco cuando le pareció escuchar una especie de chapoteo que provenían del río.  Pensó que podía tratarse de alguna rana o quizás unos patos salvajes. Sin hacer ruido se aproximo, ocultándose tras las ramas de una frondosa adelfa.
Quedó fascinado al contemplar tan maravillosa visión.
De espaldas a él, la mujer agitaba la larga cabellera negra desprendiendo chispas azuladas, bajo los primero rayos de luna. El agua salpicaba la nívea piel y esculpía las perfectas formas.
De repente quedó totalmente quieta. Como un felino a punto de saltas sobre la presa. Se volvió hacia donde él se ocultaba. Los ojos verdes otearon los árboles, como si presintiera al intruso. La pequeña nariz olfateo el aire, intentando descubrir aquello que no alcanzaba a ver. Abrió la boca para emitir un grito terrible, pero sólo el rugido de un animal salvaje escapó de sus bellos labios de sangre. 
El no pudo contener las ansias y salió del escondite. Estaba fascinando, quería admirar más de cerca aquella belleza sobre natural.
Fue entonces cuando ella se dobló sobre su elástico cuerpo, hasta quedar agazapada sobre el suelo.
Sus bellos ojos verdes despedían destellos de fuego y su boca de dientes perfectos y níveos emitía un rugido casi infernal.
La adrenalina corría por las venas de él, hasta desbocar su corazón en el pecho.
Sólo los ojos decían lo que la boca no podía expresar.
Ella había tomado una forma extraña. Sus orejas se habían tornado discretamente puntiagudas. Sus hermosos labios rojos abultaban sobre el bello rostro, los dientes brillaban como la misma nieve y dos colmillos afilados sobresalían con un magnetismos especial. Lo miró desafiante a puntos de saltar y clavar las uñas afiladas en la garganta del intruso, donde podía percibir el latido caliente de la sangre, impulsada por el atropellado corazón.
El se dejo llevar por la fascinación de aquella belleza salvaje. Luego sonrió con las pupilas inyectadas en sangre y saltó sobre ella. La mujer licántropo y el hombre vampiro se fundieron en un abrazo más allá de este mundo.


Safe Creative #1511075730185

lunes, 2 de noviembre de 2015

Luz azul: El hada de las mariposas (Micro)


El hada de las mariposas (I.M.S.T.)
Hace mucho tiempo existió una preciosa hada. Se llamaba luz azul. Se ocupaba de cuidar y proteger las mariposas sagradas. Las que guardan en su interior el alma de los mortales que dejaron este mundo. Las que esperan pacientes su turno, para llegar hasta la luz maravillosa de la eternidad.
La hermosa luz azul, llevaba entre sus manos de alabastro, un hermoso tarro de cristal hecho de rayos de luna. Dentro de él las etéreas mariposas, esperaban su turno, para volar hacia la luz divina.
Y mientras esperaban pacientes para realizar el ansiado viaje, cantaban en un susurro, que se mezclaba y confundía con el viento entre las ramas de los árboles:
-----------------------
Luz azul, luz azul,
hada transparente de cristal,
guardiana del alma mortal,
abre el tarro de cristal.
 Una mariposa volará,
libre como la brisa del mar,
hacia la luz más hermosa,
hacía la luz más divina,
la luz de la eternidad.
Luz azul, luz azul...
Safe Creative #1511025694758